RSS

INDÍGENAS Y PAZ

10 Oct

Estando ad portas del inicio de los diálogos entre las Farc y el Gobierno en Europa, autores como Camilo González Posso, Director del Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz, realizan un duro cuestionamiento frente a la situación de seguridad en el Cauca. Lo sorpresivo de su artículo “Indígenas en el Cauca: negociaciones en medio del terror”[1], es el duro cuestionamiento que hace especialmente al Gobierno ante la falta de resultados y compromisos claros con las comunidades indígenas de esta zona del país.

Mientras que las Farc continúan perpetrando ataques en contra de estas comunidades, el Gobierno nuevamente sale mal librado de las mesas de diálogo que el Presidente instaló en el departamento del Cauca. ¿Por qué no se cuestiona más vehementemente el accionar terrorista y las amenazas de las Farc contra los indígenas? El Gobierno ha sido claro en lo importante que es la colaboración de la población para poder debilitar la presencia e injerencia guerrillera; sin embargo, parece que los esfuerzos realizados por Santos no han sido suficientes.

La inconformidad se mantiene latente, más ahora que se van a iniciar los diálogos con las Farc y a los indígenas no se les está incluyendo en el proceso. Lo más alarmante es que no se cuestiona de manera directa las posibilidades de que la guerrilla sea la responsable de los crímenes contra los indígenas, mientras que simultáneamente se realizan los diálogos con el Gobierno.

Por el contrario, el artículo afirma “que existe una correlación entre el aumento de la inseguridad y la continuación o escalamiento de las operaciones militares. Entre más avanza la ofensiva de copamiento de los territorios, más intensos son los hechos violentos en contra de civiles, incluido el desplazamiento de centenares de familias (…)”.[2] ¿Esta afirmación qué significa? ¿Será un llamado indirecto a las FF.MM. para que cesen las operaciones militares en esta parte del país? ¿O un clamor por la autonomía e independencia de los territorios indígenas?

Por qué no hacen el mismo llamado a las Farc, que son las principales culpables de la violencia y el desplazamiento que se vive en esta región. Las comunidades deberían insistirle a la guerrilla que cesen los ataques contra la población. “Las Fuerzas Militares ya se han comprometido a no utilizar escuelas, hospitales, iglesias, infraestructura cultural, ni casas para sus operaciones o su logística”[3], ¿a qué se ha comprometido las Farc?

Ante esta situación surge la duda sobre la veracidad de los pronunciamientos de la guerrilla en La Habana relacionados con su compromiso con la terminación del conflicto. Importante el pronunciamiento de los indígenas como mecanismo de presión para que el tema se aborde en la mesa de negociación. Este es un tema de política nacional que debe ser atendido para evitar un escalamiento del inconformismo, pero que también implica establecer responsables y culpables. ¿Si las Farc desean terminar con el conflicto, por qué mantienen silencio frente a este tema?


[1] “Indígenas en el Cauca: negociaciones en medio del terror”. Disponible en: http://www.razonpublica.com/index.php/regiones-temas-31/3312-indigenas-en-el-cauca-negociaciones-en-medio-del-terror.html.
[2] Ibíd.
[3] Ibíd.
Anuncios
 
2 comentarios

Publicado por en octubre 10, 2012 en Opinión Pública

 

2 Respuestas a “INDÍGENAS Y PAZ

  1. rijecasopina

    octubre 11, 2012 at 2:37 pm

    El análisis debe comprender la realidad política que mueve a los voceros resucitados por el actual gobierno, que antes lo fueron de otras organizaciones terroristas, para el caso el M19, del que Gonzáles Posso fue activista; los terroristas reinsertados ven en la oportunidad brindada por Santos Calderón un momento de gloria para reverdecer sus propias apreciaciones de lo que debió ser el proceso que en su instante adelantaron; igual apreciación vale para León Valencia, Navarro Wolf, y otros. Algo que no puede pasar desapercibido, en los anteriores procesos no se hizo y de ahí su fracaso, es que las FF.MM y de Policía, se convierten en verdadero blanco jurídico-político de los narcoterroristas.

     
  2. rijecasopina

    octubre 11, 2012 at 2:40 pm

    Algo que sin duda es atractivo para la clase política que de esa manera elude su responsabilidad histórica frente a los hechos de violencia que han acompañado al país prácticamente desde su institución. Si los errores políticos son los que conducen a la guerra (Claúsewitz), son los políticos los que cobran el triunfo, o la derrota, a costa de la vida de los soldados que a ella concurrieron.

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: