RSS

DIALOGOS CON BASE EN UTOPIAS

15 Dic

DIALOGOS CON BASE EN UTOPIASLuego de varias jornadas de discusión con los negociadores de las Farc, los representantes del gobierno colombiano presentaron su informe al presidente Santos quien expresa algo que solamente puede sembrar incertidumbre sobre la seriedad del proceso que se lleva a cabo en La Habana. Como resumen de la discusión del tema agrario lo único que dice el presidente es Qué tal que podamos con las Farc acordar que en lugar de los cultivos de coca podamos hacer un desarrollo alternativo con todas las facilidades, eso cambiaría fundamentalmente todo lo que el narcotráfico ha generado: una violencia y una corrupción sin precedentes[1] (negrillas y subrayado fuera de texto).

Si a eso se reducen los avances que en política agraria se han dado en las discusiones de La Habana, hay que decir con honestidad, no hay nada y todo se reduce a posibles ilusiones, a utopías irrealizables. Explican sí el afán del presidente porque se cambie la visión mundial sobre el problema del narcotráfico insistiendo en que la guerra desarrollada contra este delito ha fracasado y que es necesario legislar en otras materias olvidándose de la represión a los narcocultivos y el comercio ilícito de narcóticos.

Acaso estará el presidente Santos y el alto gobierno preparando al país y al mundo para hacer un reconocimiento de la calidad de narcotraficantes de las Farc y de la tolerancia o el indulto a esa actividad criminal como parte del proceso de diálogo para la terminación del conflicto. La laxitud que se propone con los narcotraficantes ha generado más violencia en Colombia, en México y otras latitudes porque los criminales no van a renunciar fácilmente a esa fuente de riqueza sin luchar por permanecer con el control del negocio.

Es notorio que varios líderes de Latinoamérica, entre ellos el presidente colombiano, han iniciado una campaña mundial para despenalizar la lucha contra las drogas, cuando, como ellos mismos señalan, el narcotráfico es la principal fuente de corrupción y violencia en el mundo entero. La propuesta se reduce a eliminar todo intento de combatir este flagelo pero sin proponer alternativas de solución distintas a la de que los Estados asuman los costos de una imposible recuperación de los drogadictos.

¿Acaso se van a legalizar los capitales, recursos y actividades de los narcotraficantes como las Farc e indultar sus responsabilidades penales? Para los apologistas de la despenalización el término guerra o combate al narcotráfico debe suprimirse porque condiciona a la sociedad a actitudes violentas, como si la solución al fenómeno sobreviniere de cambios semióticos.

Las Farc tienen al menos 19 estructuras criminales de las que les sobreviven (de 72 frentes en 2002 hoy y en precarias condiciones cuentan con 32, de tal manera que más del 50% de sus activos están en el narcotráfico esencialmente), dedicadas totalmente al negocio del narcotráfico. Si en un comienzo se les señalaba de cobrar un “peaje” por cada kilo de coca que salía de sus territorios, hoy pretenden controlar toda la cadena productiva a través de 19 frentes que pertenecen a cinco grandes bloques. Las Farc participan “desde la siembra de la hoja de coca y marihuana, la producción en cristalizaderos y laboratorios, el tráfico y la distribución, así como en alianzas con las bandas criminales y los carteles mexicanos”. No es una coincidencia que esos 19 frentes se ubiquen en zonas de cultivos ilícitos, centros de producción, zonas fronterizas y costeras, usadas para el tráfico hacia Centroamérica o el Caribe, donde la droga es enviada vía aérea y marítima a E.U. y Europa[2].

Las Farc son responsables de la producción y comercialización de cerca de 200 de las 350 toneladas de cocaína que se producen anualmente y perciben por ello ingresos que van de los 2.400 a los 3.500 millones de dólares anuales[3]; esa es la realidad de esta narcoguerrilla que se muestra como adaptación a las nuevas condiciones impuestas por el Estado según sus apologistas. ¿Cree realmente el gobierno que las Farc van a renunciar al narcotráfico para dedicarse a sembrar yuca, cacao o café como mostraban hace poco tiempo en un documental hecho por mercenarios argentinos?

¿Hay algún compromiso establecido mediante la cual las Farc se obligan a convencer a sus socios naturales, las Bacrim “Los Urabeños”, “Los Rastrojos” y otras a abandonar el negocio del narcotráfico? No lo hay y sería a través de esas fachadas como los narcoguerrilleros seguirían en el negocio, como lo hacen actualmente con el secuestro y la extorsión, permitiéndoles actuar camuflados entre la población civil (milicias), especialmente en zonas del suroccidente colombiano, como en Arauca, Santanderes y Antioquia.

Es de anotar que una parte de esos ingresos provenientes del narcotráfico los dedican las Farc a su guerra propagandística y a sostener a sus satélites que operan en la legalidad.

Anualmente, las Farc realizan entre 15 y 25 eventos nacionales que duran entre tres y cinco días. A esos eventos de carácter político son invitados conferencistas y participantes de todo el país a los cuales se les paga transporte, alimentación y alojamiento. Todas estas reuniones tienen un valor anual de 327 millones de pesos. Uno de los aspectos propagandísticos más efectivos en el ámbito internacional que tienen las Farc son sus páginas de Internet. La investigación determinó que esa guerrilla tiene un total de 12 páginas activas. El costo del mantenimiento y actualización de cada una de esas páginas web oscila entre los 400 y 600 dólares anuales. En total, por este rubro las Farc invierten 20 millones de pesos. Pero si esas son una importante herramienta de difusión en el exterior, en el interior del país la guerrilla tiene cinco emisoras de radio cuyo mantenimiento anual representa un costo de 431 millones de pesos[4].

De tal manera que los anuncios presidenciales sólo pueden llevar a concluir que el asunto de los ingresos por narcotráfico debe ser legitimado dentro de la concesión contemplada en el llamado Marco Jurídico para la Paz que le permite a los cabecillas de las Farc incursos en crímenes de guerra y delitos de lesa humanidad hacer proselitismo político legal y posicionarse en los cuerpos colegiados del país. Así las cosas, vamos camino a una presunta paz con un altísimo costo para el pueblo colombiano, a costa de la dignidad nacional que se está entregando en La Habana.

 

 

 

 


  1. CARACOL NOTICIAS. Negociadores informan a Santos sobre avances en política agraria en proceso de paz. Diciembre 14 de 2012. En: http://www.caracol.com.co/noticias/actualidad/negociadores-informan-a-santos-sobre-avances-en-politica-agraria-en-proceso-de-paz/20121214/nota/1811273.aspx
  2. EL COLOMBIANO. Farc tienen 19 frentes que están dedicados a la coca. Medellín, 10 de junio de 2012. En: http://www.elcolombiano.com/BancoConocimiento/F/farc_tienen_19_frentes_que_estan_dedicados_a_la_coca/farc_tienen_19_frentes_que_estan_dedicados_a_la_coca.asp
  3. AGENCIA EFE. El gobierno dice que las Farc reciben de 2,4 a 3,5 mil  millones de dólares del narcotráfico. 23 de octubre de 2012. En: http://co.noticias.yahoo.com/gobierno-farc-reciben-2-4-3-5-mil-002207986.html
  4. SEMANA. Las cuentas de las Farc. En: http://m.semana.com/nacion/cuentas-farc/84475-3.aspx

 

Anuncios
 
1 comentario

Publicado por en diciembre 15, 2012 en Opinión Pública

 

Una respuesta a “DIALOGOS CON BASE EN UTOPIAS

  1. hernan chaparro

    febrero 9, 2013 at 4:23 am

    O el señor Santos se la fumó verde, o está pensando con la mentalidad de un niño de 5 años. El narcotráfico, principal negocio de las farc, que es lo que los mantiene aún con recursos para seguir su absurda “cruzada” anti capitalista, no dejará de existir mientras haya prohibición. El presidente no entiende que estos terroristas no aceptarán nada que no les garantice absoluta impunidad a sus crímenes y el derecho de participar en política, utilizando al pueblo ignorante y temeroso para lograr imponer el comunismo, de la mano de Chávez y sus secuaces “bolivarianos”. La única real solución sería la derrota total de esos criminales, lo que se habría logrado con la continuación del plan de la Seguridad Democrática de Uribe.

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: