RSS

EL PRECIO DE LA PAZ EN COLOMBIA

08 Feb

EL PRECIO DE LA PAZ EN COLOMBIAMuchos pazólogos recomiendan tener en cuenta las experiencias internacionales sobre procesos de paz para aplicarlas en Colombia previendo que de los diálogos de La Habana, como en su momento se predicaba del Caguán, nacerá una oportunidad para silenciar los fusiles y comenzar a construir la paz.

Lo que no se advierte muy a menudo y existe desconocimiento en los delegados del gobierno, porque las Farc si saben muy bien para dónde van, es el precio que sociedad y Estado tendrán que pagar por ese silencio de las armas, y si, por lo menos en cuanto a recursos económicos se refiere, las Farc van a destinar la multimillonaria fortuna amasada en años de narcotráfico y terrorismo a sostener esa paz o aspiran, como parece, a que ese sea el fondo de retiro de muchos cabecillas del secretariado y otras estructuras.

Si se hizo casi que imposible aplicar la Ley de Justicia y Paz que permitió la desmovilización de 54.893 miembros de las AUC y otras organizaciones armadas ilegales entre enero de 2003 y junio de 2012, cómo se va a garantizar que los 8 o 10 mil miembros de las Farc se acojan a la nueva normatividad o marco jurídico para la paz sin que en virtud del principio de igualdad y de favorabilidad los primeros no reclamen los mismos beneficios jurídicos y políticos contemplados ahora.

El conflicto creado por los comunistas al introducir la llamada combinación de las formas de lucha y con ella el surgimiento de las Farc y Eln ha causado un número de víctimas que en Colombia es de 5.832.934, según los registros de la Unidad para las Víctimas. Este es un dato acumulado de los años que el país ha vivido en conflicto; a la fecha sólo se han reparado 67.751 personas con una inversión de 406 mil millones de pesos[1].

La atención de las víctimas y el sostenimiento de los terroristas que ahora se desmovilizaren tiene un costo económico superior al 6% del PIB durante al menos los próximos 20 años, es decir, el precio económico del cese del conflicto será de unas proporciones enormes que aún no han sido suficientemente calculadas.

Aún destinando el 3,6% del PIB que actualmente se invierte en gastos de seguridad y defensa ($26 billones de pesos en 2013) únicamente con ese fin, quedaría faltando más de la mitad de lo medianamente requerido. El total del presupuesto nacional suma un poco más de $40 billones de pesos para inversión, de tal manera que las partidas afectadas tendrían que ser cualquiera de las destinadas a cumplir con el compromiso del Gobierno Nacional de igualdad de oportunidades y prosperidad para todos los colombianos.

Sea cual fuere la decisión, indudablemente lo primero que se afectaría sería el presupuesto asignado para la inversión social. Para el cumplimiento de este objetivo se asignan $17,6 billones (43% del total previsto para inversión) para Igualdad de Oportunidades; para Crecimiento Económico y Competitividad, $13,9 billones (34%); para Consolidación de la paz, $4,2 billones (10%), y, finalmente, para los pilares de Soportes transversales y Sostenibilidad ambiental se contará con $2,8 billones (7%) y $2,4 billones (6%), respectivamente.

Es un hecho que alcanzados algunos compromisos para el cese del conflicto las Farc apuntarían a tres objetivos directos: El retiro de sus cabecillas enfermos o que por edad ya no pueden seguir en el monte con pensiones reconocidas por la sociedad y el Estado; la reorganización de sus estructuras para mantener el negocio del narcotráfico y un pronto rompimiento de los acuerdos aduciendo incumplimiento del Estado en la reforma de las “inequitativas estructuras sociales y económicas”. Para ellas el tiempo no corre como han demostrado en más de 50 años de violencia irracional.

En ello hay otro mezquino cálculo político. Aun saliendo reelegido el actual gobierno el presupuesto de los siguientes 4 gobiernos quedaría seriamente comprometido, algo similar a lo que hizo Ernesto Samper al comprometer a gobiernos posteriores cumplir los inusitados incrementos salariales y prestacionales para la rama judicial (en casi un 100%), para comprar el silencio y la colaboración dentro del llamado proceso 8.000.


  1. MERCADO DE DINERO. El precio de la paz en Colombia. Miami, 29 de septiembre de 2012. En: http://www.mercadodedinero.com.co/Actualidad/el-precio-de-la-paz-en-colombia.html
Anuncios
 
1 comentario

Publicado por en febrero 8, 2013 en Opinión Pública

 

Una respuesta a “EL PRECIO DE LA PAZ EN COLOMBIA

  1. Rosita Welcker

    febrero 8, 2013 at 9:34 am

    ESTOS INFAMES COMUNISTAS MALNACIDOS A COSTA DE UN PUEBLO INERME QUIEREN SILENCIARNOS

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: