RSS

RESULTA INCONCEBIBLE

26 Jul

RESULTA INCONCEBIBLELas Farc, en su página de Anncol, reclaman la humanización del conflicto mientras asesinan con ‘tiros de gracia’ a soldados en Arauca y Caquetá, mientras lanzan artefactos explosivos contra los ciudadanos y la fuerza pública en el Catatumbo, Antioquia y otras zonas de movilización y ‘protesta social’; las Farc justifican el asesinato de los soldados en Fortul diciendo que fue apenas “la muerte inútil de algunos cuantos súper-entrenados soldados… fueron los mismos héroes veteranos que le dieron muerte fríamente  “a un hombre casi ciego herido y solo”, llamado Alfonso Cano.

La explicación de las Farc y sus apologistas suena tan ofensiva como la de Santrich cuando al preguntarle si reconocerían a sus víctimas se limitó a cantar “quizá, quizá, quizá”. Los soldados asesinados en Arauca y en el Caquetá nada tenían que ver con la operación que dio de baja al bandido Guillermo León Sáenz Vargas, alias Alfonso Cano y mucho menos puede justificarse como acción de combate cuando ha violado todas las disposiciones del derecho internacional humanitario y de los derechos humanos que tanto reclaman a diario sus voceros en la legalidad, los invitados a “salir del clóset” por el Procurador General de la Nación.

Las Farc hoy quieren imponer como eslogan la afirmación de “La paz hasta el último muerto inútil[1] , afirmando nuevamente la inexistente voluntad de reconocer a sus víctimas o concurrir a cualquier proceso de verdad, justicia y reparación para superar y concluir el conflicto armado interno. Debe recordarse que los voceros de la narcoguerrilla han dicho de manera perentoria que no van a dejar las armas y que no están dispuestos a pagar un solo día de cárcel por sus atroces crímenes de guerra y delitos de lesa humanidad[2].

Las Farc han advertido que no harán parte de una “Rendición incondicional de las guerrillas, entrega de las armas, sometimiento a sus políticas, todo a cambio de dos o tres puestos en el Congreso, el paseo por unos meses de un comandante en el cargo de ministro de Trabajo o de Salud, unas cuantas promesas y hasta unos años de cárcel para los principales líderes de la insurgencia nos anuncian y listo. ¿Ingenuidad o cinismo? Tal vez las dos cosas”[3]

De hecho, las Farc están jugando al cinismo. De ahí su acción de romper de una los acuerdos previos que acompañan los diálogos de La Habana utilizando sus aparatos políticos como viene sucediendo en El Catatumbo, Arauca y otras regiones de conflicto social acompañado de actos violentos como los ya suficientemente registrados por los medios de comunicación social.

Tanto es el cinismo de las Farc que se atreven a señalar que el Senador Jorge Enrique Robledo no es parte de su ‘revolución’; indignados los narcoguerrilleros cuestionan al gobierno por estar “dándole al MOIR un liderazgo popular en las movilizaciones sociales que nunca ha tenido ni tendrá, porque este es un grupo reformista y legalista cuya estrategia está centrada en sostener su umbral electoral y dar apoyos nominales a las movilizaciones populares  para ganar votos, pero sin participar efectivamente en ellas”[4]lo que prueba la intención política de Piedad Córdoba, Iván Cepeda y la Marcha Patriótica por deslindarse del Polo Democrático Alternativo sin renunciar a él, como lo hacen sus representantes en el Congreso.

Desde ya es un hecho el rompimiento de la alianza izquierdista que configura el PDA; es un hecho que el partido comunista y sus satélites se orientan hacia la Marcha Patriótica, la UP o cualquier otra denominación que adopten conforme a sus usos y costumbres y de acuerdo a los intereses políticos del momento de las narcoguerrillas.  Las Farc quieren aprovechar el momento de la democracia para imponer su vieja tesis de que llevan medio siglo alzadas en armas y por lo tanto son la respuesta de un pueblo agredido, encarcelado, perseguido, asesinado y desplazado por exigir justas condiciones de vida y respeto a su pensamiento[5].

Mientras tanto seguirán recurriendo a las tácticas de ataque terrorista y a la violación del derecho internacional humanitario, amparándose para eludir la justicia en la indefinición propuesta por el mismo congreso colombiano en su marco jurídico que en la práctica exonera de investigación o aplicación de penas a los autores de delitos de lesa humanidad o crímenes de guerra.


1] Anncol. La bajeza de su alteza. Por Alberto Pinzón Sánchez.  https://www.anncol.eu/index.php/opinion/2012-09-09-22-19-25/236-alberto-pinzon-archivo/3345-julio-23-la-bajeza-de-su-alteza-por-alberto-pinzon-sanchez

[2] EL ESPECTADOR. Farc dicen que no estarán ni un día en la cárcel si se logra la paz. http://www.elespectador.com/noticias/paz/articulo-412750-farc-dicen-no-estaran-ni-un-dia-carcel-si-se-logra-paz

[3] Ibíd.

[4] Anncol. Ibíd.

[5] ANNCOL. Las FARC del Bloque Magdalena Medio respalda a los campesinos de Catatumbo. Julio 23 de 2013. En: https://www.anncol.eu/index.php/colombia/insurgencia/farc-ep/comunicados-de-las-farc-ep/3346-julio-23-las-farc-del-bloque-magdalena-medio-respalda-a-los-campesinos-de-catatumbo
 
1 comentario

Publicado por en julio 26, 2013 en Opinión Pública

 

Una respuesta a “RESULTA INCONCEBIBLE

  1. Rosita Welcker

    julio 26, 2013 at 8:58 pm

    A LAS FARC LO QUE NECESITAN ASI EL MUNDO SE PONGA PATAS ARRIBA PLOMO FISICO FINO Y VENTIAO

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: