RSS

LAS APUESTAS DE LAS FARC EN LA HABANA

03 Sep

Las apuestas de las farc en la habanaLas Farc no aceptan la simple mutación de organización armada ilegal a movimiento político porque saben que sus propuestas ideológicas no son de aceptación mayoritaria en el país y por ende por la vía democrática les es muy difícil lograr la transformación del Estado que pretenden; se fundamentan en la experiencia del M-19, EPL, ELN y otros grupos desmovilizados en los años 90, no lograron el calado político suficiente para realizar otras transformaciones distintas a las alcanzadas en la Constitución de 1991.

De ahí que pretendan alcanzar el máximo de ventajas en la negociación en La Habana, por lo menos que los puntos que para ellas son estructurales queden como parte de la discusión y que la definición de todo el acuerdo de paz sea objeto de una nueva constituyente en la cual tengan el músculo suficiente para imponer las transformaciones estructurales que respondan al ideario de su programa político basado en la ortodoxia marxista-leninista aunque matizado por el lenguaje etéreo del socialismo del siglo XXI.

Para ello requieren que se establezca la llamada “circunscripción especial de paz” que les permita contar como organización armada ilegal con un cupo de constituyentes significativo (en la constituyente del 90 el gobierno les ofreció 30 curules y les parecieron pocas), que sumadas a las obtenidas en las urnas por otras fuerzas políticas de izquierda, como la Marcha Patriótica, les permitan alcanzar al menos o superar el 50% del total de constituyentes para lograr sus fines.

Es evidente que las Farc saben que las negociaciones son una continuación del conflicto por otro medio distinto al armado y el conflicto sin lugar a dudas es por el poder. Rafael Pardo Rueda, ex consejero de paz y seguridad nacional y ex ministro de defensa, ya señalaba en el seminario “Haciendo paz: reflexiones y perspectivas del proceso de paz en Colombia”, celebrado en Cartagena del 9 al 11 de marzo de 2001, que un proceso de paz no es otra cosa que la resolución del conflicto por medios distintos a los violentos y que aunque en el país las guerrillas hayan cambiado y su naturaleza política tenga hoy el ingrediente del narcotráfico, su fin es el mismo: La ambición de obtener el poder político (CEPEDA ULLOA, 2001)

Para las Farc no representa nada el ya gastado eslogan de los votos en lugar de las balas con que los distintos gobiernos han querido darle impulso a los fallidos procesos de negociación como al actual. Las Farc no van a dar ese paso sino tienen garantías, no para el ejercicio político, sino para el sostenimiento de poderes alcanzados en sus zonas de influencia como organización armada, a través de sus milicianos o de sus aparatos políticos, de ahí que les sea fundamental sostener como requisito inamovible el tema de las zonas de reserva campesina ZRC, autónomas a imagen y semejanza de lo ya estatuido legalmente para las comunidades indígenas.

En concordancia con ello mantener las armas se convierte en una necesidad imperiosa, la excusa es mantenerlas por un tiempo mientras se cumplan las garantías obtenidas en cualquier acuerdo de paz, la realidad es que ellas serían las que les permitirían imponer sobre las ZRC unos modelos de gobierno estalinianos, o jacobinos en el lenguaje fariano, como ya lo pretendieron a mediados del siglo pasado en Marquetalia, El Davis y otras regiones donde tuvo lugar su creación a partir de las llamadas autodefensas campesinas, o posteriormente en la región de La Uribe y después en la zona de despeje del Caguán.

Luego viene el asunto de los cultivos ilícitos y del narcotráfico, ello constituye más del 70% de su financiación actual aunque pretendan reducirlo al supuesto cobro de un “impuesto revolucionario” a los narcotraficantes, la comunidad nacional e internacional saben bien que en ese fenómeno delictual las Farc constituyen por si solas el más poderoso cártel de la droga en Colombia y que son socias necesarias de otras bandas criminales criollas y transnacionales para mantener el negocio ilícito.

Las Farc saben que el negocio del narcotráfico seguirá después con o sin acuerdos de paz y ellas no van a renunciar al poder obtenido ya por casi 30 años de incursión en él. De ahí que el énfasis en las llamadas ZRC se oriente precisamente a aquellos territorios nacionales donde el fenómeno de los cultivos ilícitos es preponderante y que se acompaña de otros fenómenos como la minería ilegal y la existencia de fuentes de recursos naturales de gran valor económico y estratégico.

Cuenta con que para la mayoría de los colombianos, que son urbanos, esos territorios aislados son desconocidos y no tienen ninguna importancia vital, por lo que no habría una mayor resistencia para que en una eventual aplicación de los medios de consulta popular (referendo) o en una constituyente se respalden electoralmente sus propuestas en ese sentido; cualquier oposición a ello sería presentada mediáticamente como “esfuerzo de los enemigos de la paz” para impedir los acuerdos necesarios para el bienestar general y la paz que son mandatos supremos constitucionales.

Las Farc ya tienen andado un camino muy importante en la cooptación de elementos decisivos en el poder público y de instituciones del Estado a través del PC3 que se mantiene vigente, clandestino y de bajo perfil, mientras la Marcha Patriótica se convierte en el fenómeno de masas necesario para acompañar su acción de zapa institucional. Cualquier avance en las negaciones sin duda debe fortalecer la acción de sus agentes en tanto la va legitimando y sirve para quebrar cualquier resistencia desde el interior del Estado mismo.

 
1 comentario

Publicado por en septiembre 3, 2013 en Opinión Pública

 

Una respuesta a “LAS APUESTAS DE LAS FARC EN LA HABANA

  1. Rosita Welcker

    septiembre 3, 2013 at 3:41 pm

    CON ESTO ES LO SUFICIENTE PARA SABER LAS INTENCIONES DE LAS FARC SOLO EL CRETINO IMBECIL DE FARCSANTOS NOS CREE IDIOTAS UTILES SE ESTA METIENDO EN PROBLEMAS SANTOS PORQUE EL QUE SE METE A LA CANDELA SE QUEMA Y SI BIEN LOS COLMBIANOS NO SOMOS IDIOTAS PERO SABEMOS QUE LAS FARC ES UN CARTEL DE LA DROGA DE ALLI EL AFAN DEL TRAIDOR DE LEGALIZAR LA DROGA EL PASARIA LO MISMO QUE LA MARIAHUANA QUE YA EN VEINTIDOS ESTADOS DE LOS USA ES LEGAL MEDICAMENTO LOS ARRUINARIA DEL TODO Y SOLO LES QUEDARIA LA EXTORSION Y EL SECUESTRO NO DIOS MIO TENER UN PRESIDENTE COMO EL TRAIDOR DE SANTOS ES LA DESGRACIA MAS GRANDE QUE HAY.

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: