RSS

EL CASO DEL CONCEJAL DE PALMIRA OSWALDO DÍAZ

10 Oct

EL CASO DEL CONCEJAL DE PALMIRA OSWALDO DÍAZEl exconcejal de Palmira Oswaldo Díaz fue secuestrado por las Farc hace trece años. Su familia solo tiene como prueba un video de hace diez años donde Jorge Torres Victoria, alias ‘Pablo Catatumbo’, que hoy es negociador en Cuba, reconoce que lo tienen en su poder.  La narcoguerrilla, como en otras ocasiones, evita llamar el caso un secuestro. “Nosotros no hemos secuestrado al señor Oswaldo, lo hemos retenido”, dice en el vídeo ‘Pablo Catatumbo’ y exige un rescate de 200 millones de pesos “representados en medicamentos, representados en ayudas para las juntas comunales, en las escuelas. La campaña presidencial de Álvaro Uribe Vélez, que lo ha reclamado, sean conscientes y entreguen esos dineros para la comunidad y salven la vida“.

Ante la innegable evidencia y la indignación nacional que representa el hecho, el bandolero cínicamente se limita a responder en La Habana que “En su momento, cuando se trate el tema de víctimas en La Habana, se sabrá la verdad y se comprenderá el dolor de la familia“, justificando el secuestro con el mendaz argumento de que “su secuestro se hizo efectivo por sus vínculos políticos y las  constantes denuncias de la comunidad sobre su gestión”, en tanto no reposa ninguna queja ni en Palmira, ni en la Procuraduría o en los despachos judiciales sobre la conducta observada por Oswaldo Díaz como servidor público.

Debe recordarse que desde los inicios del proceso de La Habana los voceros de las Farc, incluyendo a Piedad Córdoba e Iván Cepeda, le han dicho al país y al mundo que la narcoguerrilla no tiene secuestrados; la exsenadora afirmaba a los medios que eso era un hecho real y que ella estaba “muy contenta, muy satisfecha, porque el trabajo que se ha venido haciendo buscaba que se llegara a este punto, el del proceso de paz, porque es fundamental para la tranquilidad de Colombia[1], tales afirmaciones sirvieron para que el presidente Juan Manuel Santos llamara al optimismo sobre las negociaciones y dijera que “a las Farc hay que creerles cuando dicen que dejaron el secuestro[2]

Lo cierto es que para esa época País Libre señalaba documentadamente que las Farc tenían más de 600 ciudadanos colombianos y extranjeros secuestrados, entre ellos el concejal Oswaldo Díaz; se conoce que en Táchira las Farc tienen 26 secuestrados venezolanos que llevan más de 10 años en cautiverio[3]; la verdad aún es incierta sobre el número de secuestrados desaparecidos por las Farc y ante los reclamos de la sociedad ante la laxitud con que se aborda el tema, Harlán Andrés Henao, director de la gubernamental Fondelibertad, admitió que aún se están estudiando más de 1.000 casos sobre los que no hay suficiente información[4].

El secuestro se convirtió hace décadas en el símbolo de la degradación de la violencia en Colombia. A pocas cosas se le teme y repudia con más fuerza que a este delito. El secuestro de algunos miembros de sus familias les sirvió de pretexto a los narcotraficantes para fundar los primeros grupos paramilitares -como el MAS- a principio de los 80. Paradójicamente, años después esos mismos narcos usaron el secuestro de personas del establecimiento -Andrés Pastrana, Francisco Santos y Diana Turbay, entre otros- para intentar doblegar al Estado. Fue secuestrando ingenieros de las empresas petroleras extranjeras como el ELN resucitó de sus cenizas en esa misma década, y como las Farc se han financiado a lo largo de su historia. Pero a finales de los 90 el secuestro tomó dimensiones incontrolables. Por un lado, porque la guerrilla ya no sólo lo usaba para financiarse, sino como arma política y de guerra[5].

Más significativo, el secuestro se llegó a convertir en una industria rentable y sofisticada que movía miles de millones de pesos y que involucraba una extensa red de cómplices. La narcoguerrilla de las Farc era la columna vertebral de este negocio porque ejercía control territorial en amplias zonas, y eso le servía para mantener durante meses y años a las personas en cautiverio, mientras las familias eran sometidas a indignantes procesos de regateo y negociación sobre las vidas de sus seres queridos. En los tiempos más aciagos el país llegó a tener 3.000 secuestros al año.

Es ejemplar de esta situación el caso del joven estudiante de Villavicencio Edson Páez Serna, secuestrado por el frente 53 de las Farc en septiembre de 2011 y asesinado inmediatamente, sin embargo los narcoterroristas exigieron a la familia el pago de un rescate por $200 millones de pesos que fueron pagados en su totalidad a costa de la ruina de su familia.

La madre del estudiante se había internado en la selva para hablar con los cabecillas terroristas y pedir la devolución de su hijo y la respuesta fueron nuevas exigencias económicas que la familia no podía cumplir, los bandidos jamás le informaron a estos dolientes que su hijo había sido asesinado y el cadáver se encontró casi que por casualidad en un operativo en una casa de la capital metense el pasado mes de agosto de 2013. El dictamen forense arrojó que Serna, de 19 años, murió de dos puñaladas en las costillas y una en el cuello, sus asesinos habían obtenido el provecho económico buscado y se burlaron de la familia, de la sociedad y del mundo entero, pues las Farc habían negado cínicamente el hecho al comienzo de las negociaciones de La Habana.

El caso de los secuestrados no da espera, son miles de compatriotas que padecen la angustia de no saber de sus seres queridos y las Farc sólo buscan dilatar las respuestas para reiterar nuevamente que no tienen secuestrados, que no han causado víctimas y a través de aparatos como el MOVICE o el Colectivo Alvear Restrepo presentarse como tales ante la opinión nacional y mundial. El tema de los secuestrados debe ser prioritario en la agenda y constituirse en tema de honor nacional, es lo menos que merecen quienes lo padecieron y quienes aún lo padecen.


[1] CARACOL RADIO. Las Farc aseguran que no tienen secuestrados: Piedad Córdoba. Septiembre 5 de 2012. En: http://www.caracol.com.co/noticias/actualidad/las-farc-aseguran-que-no-tienen-secuestrados-piedad-cordoba/20120509/nota/1755989.aspx
[2] LA FM. Entrevista con Vicky Dávila. Septiembre 6 de 2012. En: http://www.lafm.com.co/videos/colombia/06-09-12/farc-hay-que-creerle-cuando-di-1203

[3] LAS VOCES DEL SECUESTRO. Familiares de tachirenses secuestrados exigen información de los rehenes. Diario El Nacional, Caracas. 14 de septiembre de 2013. En: http://www.lasvocesdelsecuestro.com/noticias_detalle.php?id=7745

[4] SEMANA. ¿Al fin cuántos secuestrados hay?

[5] Ibíd.
 
Deja un comentario

Publicado por en octubre 10, 2013 en Opinión Pública

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: